Mundial Sudáfrica 2010

Lágrimas de un sueño

Comparte esta noticia »
16/06/2010

Jugar un Mundial debe ser algo realmente impresionante. Representar a todo un país en el evento deportivo por excelencia, con permiso de los Juegos Olímpicos, y saber que millones de ojos están puestos en tí tiene que poner la carne de gallina. El gol, máxima expresión del fútbol, puede provocar innumerables sensaciones y emociones al mismo tiempo en todo el planeta. Sí, sólo es un deporte pero pocas cosas levantan tanta pasión. Antes, durante y después de los encuentros se suelen ver caras entre la afición y jugadores de alegría, tristeza o desconsuelo. Sin embargo lo que me ha llamado la atención en estos primeros encuentros del Mundial de Sudáfrica han sido las lagrimas de un jugador al oir el himno nacional de su país.  !Cuánta emoción!. Se cumplía un sueño.

El protagonista del que quiero hablar es Jong Tae Se y defiende los colores de la selección norcoreana. Sin embargo el delantero estrella de los 'Chollima' nunca ha estado en Corea del Norte. ¿Y esa manera de llorar?. Conocido como el 'Rooney asiático' tiene a sus espaldas una historia bastante peculiar. Nació en Japón y sus padres son de Corea del Sur, cuya relación política con sus vecinos del norte es nula. Las ideas comunistas de sus antecesores le hicieron crecer en el país nipón aunque con el apego al líder norcoreano Kim Jong-il, conocido como el 'Gran Dirigente'. Así pués el '9' heredó la nacionalidad surcoreana de sus padres y adquirió la japonesa de nacimiento pero siempre quiso representar a Corea del Norte. El punto de inflexión llegó en un encuentro de clasificación para el Mundial de Alemania en 2006 entre su país adoptivo y Japón, que perdió el primero por 2-1.  Deseó con todas sus fuerzas defender esos colores hasta conseguirlo.

Lograr jugar con su selección no fue nada sencillo porque Corea del Sur no reconoce a su vecino del norte y no acepta la doble nacionalidad . Gracias a la Asociación de Fútbol de Joson, organización norcoreana que se ocupa de los futbolistas que juegan en Japón, logró el pase y llegó a tiempo a los clasificatorios del Campeonato de la Federación de Fútbol de Asia Oriental 2008. Jong Tae Se es un ídolo para los 'Chollima'. Él sigue reafirmando cuál es su país y ha superado todos los obstáculos posibles para lograr su sueño. Perdieron contra Brasil después de jugar un encuentro de la Copa del Mundo 44 años después pero probablemente Tae Se fuera el hombre más feliz al término del partido después de poder oir el himno de 'su' país en un Mundial y ser considerado la estrella del equipo. Tiene un grupo complicado -junto a Costa de Marfil y Portugal- pero las muestras de compañerismo y emoción de su selección en medio de la fuerte tensión política que viven hacen aún más grande este deporte. Un deporte genial donde los norcoreanos eliminaron a Italia en su primera y única, hasta ahora, participación en un Mundial en 1966 haciendo posible una de las historias más recordadas del torneo. Complicado será que repitan algo similar pero como reza el eslogan 'impossible is nothing'. Mucha suerte.

CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
| Comparte esta noticia »
Opina

* campos obligatorios


Listado de Comentarios

el autor

Isaac Asenjo

Isaac Asenjo rss

Durante el mes mundialista comparte sus opiniones con los lectores sobre las 'otras' selecciones del campeonato.

rss